Redacción Quito
La asambleísta Mireya Pazmiño, de la facción rebelde de la bancada de Pachakutik, afirmó que se mantienen en la decisión de conformar una comisión que evalúe a las autoridades de la Asamblea, incluida la presidenta, Guadalupe Llori.

En este sentido, desconocieron este martes 8 de marzo de 2022, la resolución del Consejo político del movimiento que amenazó con sanciones internas porque sus decisiones son “sagradas”.

Pazmiño dice que no hay acuerdo en el bloque Pachakutik respecto al apoyo a Llori, que la resolución fue una medida arbitraria, que siguen los 72 votos que buscan evaluar al CAL.

Afirma que no le preocupa que le convoquen al comité de ética del Movimiento por pedir la evaluación de las autoridades de la Asamblea.

Asimismo, señaló que, no existen intentos de desestabilizar a Llori, cuestionó que ella y sus compañeros sean llamados “conspiradores” por “tratar de fiscalizar”.

Sin embargo, hay voces que apuntan a dejar vacante la presidencia bajo la figura de sustitución para que el vicepresidente Iván Saquicela asuma el mando del Legislativo. (I)

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.